Monthly Archives: May 2018

Divisando la Estación Espacial Internacional

Antes de mudarme a Barcelona, en 2004, disfrutaba de noches de observación astronómica. Junto con algunos amigos cargábamos el coche con telescopios y prismáticos y nos perdíamos en caminos rurales, buscando la mayor oscuridad posible. Fotografiábamos (¡en película!) los objetos más relevantes del cielo. Y, en alguna ocasión, veíamos pasar un tenue punto de luz, como una débil estrella que no parpadeaba, de un lado al otro del horizonte; era la nueva Estación Espacial Internacional (ISS en sus siglas en inglés).

ISSEn Barcelona, y luego en Seúl, perdí casi por completo la visión de las estrellas, concentrándome en la mitad del mundo que está bajo el horizonte.

Pero ayer de casual me enteré que la ISS pasaba por encima de Barcelona a las 10 de la noche. Miré alto, y allí estaba pasando, pero esta vez como una potente estrella.

Hace 15 años la ISS estaba formada por un par de módulos y 4 paneles solares: a duras penas se veía a simple vista. Ahora es enorme, y se ve como una estrella de magnitud aparente -3, realmente increíble.

Como referencia: la magnitud aparente es un valor de luminosidad que se definió en la antigua Grecia. Las estrellas más brillantes son de magnitud 1, y las menos brillantes, pero visibles al ojo desnudo, de magnitud 6. Siglos más tarde los científicos ajustaron esos valores con mayor precisión. Algunas estrellas, como Vega, son más brillantes que magnitud 1, y pasaron a tener magnitud 0. Sirio, la más brillante, -1.46. Venus -4, la Luna -13, el Sol -26. En el otro lado de la escala, los telescopios más potentes alcanzan a ver magnitud 25.

En Barcelona, por la contaminación lumínica, no se ven más allá de estrellas de magnitud 1. Sin embargo, la ISS tiene ahora una magnitud aparente de -3: es el objeto celeste nocturno más brillante tras la Luna y Venus.

Saber cuando pasa por encima es fácil: solo hay que visitar la web de la NASA, seleccionar tu ciudad y mirar la lista de pasos, habitualmente varios al día. De estos seleccionar los que pasa por la noche y además que pasa a una altura sobre el horizonte alta (cercana al zénit, 90º).

Mientras el mundo se vuelve más y más complicado y loco sobre la superficie de la Tierra, es reconfortante ver que hay una nave espacial 400 Km encima creciendo poco a poco. Larga vida, ISS!